Algunas ideas para perfumar la ropa de casa

Quizás estéis cansados de los perfumes estándar de los suavizantes y detergentes para lavadoras. Veamos una serie de soluciones para perfumar la ropa de casa de una manera diferente. Nuestras abuelas tenían sus trucos para perfumar delicadamente la ropa de la casa. El más conocido es sin duda el saquito de lavanda situado estratégicamente en el armario.

Después de estar en desuso, otra vez vuelve a emplearse por su eficacia y porque el perfume que desprende es muy campestre para la ropa de la casa. Las más mañosas pueden intentar realizarlos por sí mismas, con un tejido bonito y algunas ramitas de lavanda salvaje recogidas en plena naturaleza. Se trata de una solución vintage y muy económica.

Otra solución natural son los aceites esenciales. Algunas gotas son suficientes en la lavadora para impregnar delicadamente la ropa de la casa con perfumes que os agradan al máximo. Lo más duro de todo esto es comprender bien las virtudes de cada uno de estos aceites y sacarles así el mejor partido.

Perfumar la ropa de la casa que ya está lavada, es otra solución. Por ejemplo, se puede escoger un agua para ropa perfumada que se utiliza durante el planchado. Se trata de una agua que cualquiera puede fabricar, o encontrar sin dificultad en alguna tienda, donde ofrecer diferentes aromas. Por ejemplo, el agua perfumada para planchar a base de azahar es una de las mejores.

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *